El ataque aéreo confirmado por el Pentágono contra infraestructuras de milicias respaldadas por Irán, en el este de Siria, dejó al menos 17 personas muertas, según fuentes médicas locales citadas por la agencia Reuters. Se trata del primer bombardeo de Estados Unidos en esta región ordenado por el demócrata Joe Biden, tras su posesión presidencial hace poco más de un mes.ANUNCIOS

Hasta el momento Estados Unidos ha confirmado que el ataque aéreo lanzado en el este de Siria, en la noche del jueves, hora local, apuntó a instalaciones de milicias respaldadas por Irán, sin especificar posibles muertes. Fuentes médicas locales señalaron a Reuters este viernes que en el bombardeo fallecieron al menos 17 personas.

Sin embargo, la cifra podría ser mayor. El Observatorio Sirio de Derechos Humanos, con sede en Londres y una amplia red de colaboradores en el terreno, indicó que al menos 22 combatientes de las Fuerzas de Movilización Popular, un grupo iraquí, en su mayoría chiítas respaldados por Teherán, murieron en ese ataque perpetrado por Washington.