Aumentan a cuatro los fallecidos por la crecida del río Fula en Bonao, mientras que los organismos de socorro buscan a una niña de siete años está desaparecida.

De la crecida repentina, ocurrida la noche del martes, siete personas lograron salir con vida, en tanto que los organismos de socorro han recuperado cuatro cadáveres.

A la mañana de este miércoles no han sido ofrecidas las identidades de los fallecidos. Aun se encuentran cinco personas desaparecidas las cuales están siendo buscadas por las autoridades de rescate.

Mientras buscan a la niña desaparecida, que se encontraba con sus familiares compartiendo en el afluente.

Cuando se reportó la situación, al lugar acudieron 25 especialistas en aguas rápidas, según informó la Defensa Civil.