El comisionado general de la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados Palestinos en Oriente Próximo (UNRWA), Philippe Lazzarini, ha advertido este domingo de que los niños palestinos de la Franja de Gaza están sufriendo particularmente la falta de suministros básicos como el agua potable o la comida.

«Cuando llegas a una escuela los niños te miran a los ojos suplicando por un sorbo de agua o una rebanada de pan», una situación dramática a la que se ha llegado «a pesar de todas las advertencias que hemos dado sobre esta tragedia», ha resaltado Lazzarini en declaraciones a la televisión qatarí Al Yazira.

Este domingo se cumplen además 100 días del inicio de la ofensiva militar israelí.

«Estos 100 días parecen una eternidad. Pero a pesar de todas las adversidades he visto a nuestro personal muy motivado, heroico e implicado con la prestación de ayuda», ha resaltado.

Lazzarini ha aprovechado para pedir que se autorice la entrada de más camiones de ayuda humanitaria a través de los pasos fronterizos que comunican el enclave palestino con Egipto.

La ofensiva militar israelí es en represalia por el ataque del 7 de octubre, en el que miles de milicianos palestinos irrumpieron desde Gaza en suelo israelí y mataron a unas 1,200 personas.

Desde entonces han muerto casi 24,000 palestinos como consecuencia de los bombardeos y la incursión en la Franja de Gaza.