Yamasá, RD. – Un acto de furia se registró este viernes en la comunidad del distrito municipal Los Botados, en Yamasá, cuando un hombre entró en cólera y derribó una pared en construcción de la vivienda de su vecina utilizando un martillo.

El individuo, cuya identidad se limita a «Yamasá», alegadamente tomó esta drástica medida argumentando que la construcción estaba invadiendo su propiedad. Este incidente genera consternación en la familia afectada y eleva la preocupación sobre la seguridad y los conflictos en las partes en pugnas.

Ante esta sorprendente situación, la hija de la afectada, una abogada penalista, tomó medidas legales en busca de justicia. Presentó una denuncia ante la Fiscalía en busca de que se investigue el incidente y se determinen las responsabilidades correspondientes.

Finalmente, la abogada busca que se aplique la ley y que se resuelva este conflicto de manera apropiada en el marco de las instituciones judiciales.