Al menos tres personas han fallecido, mientras otras tres siguen desaparecidas, tras ser arrastradas por las aguas del crecido río Fula, en Bonao.

De acuerdo con un comunicado emitido por la Defensa Civil, hasta el momento solo se han podido rescatar los cuerpos de las tres víctimas, que fueron trasladadas a la morgue del hospital Pedro Emilio de Marchena en Bonao, para fines de identificación.

«En el lugar se encuentran 25 especialistas en aguas rápidas, quienes trabajan en la búsqueda y localización de los desaparecidos», señala el documento de la defensa Civil enviado a los medios de comunicación.

Las autoridades están previstas a ofrecer más información conforme avance el proceso de búsqueda de las tres personas desaparecidas.