El administrador de la Empresa de Generación Hidroeléctrica Dominicana, Rafael Salazar mantiene al borde de coger un «lazo» a cientos de trabajadores cancelados por su administración sin que hasta el momento haya cumplido con pagarle sus prestaciones laborales.

Muchos de los trabajadores cancelados tenían como único medio de subsistencia un pequeño salario que devengaban en la empresa,pero Salazar se niega a pagarle argumentando que abanadonaron su trabajo y que por tal motivo fueron cancelados de las posiciones que tenian.

Abogados consultado sobre la situación han dicho que la empresa debe pagarle sus recursos o de lo contraria estaría violando el código de trabajo lo que lo hace factible de ser llevado a los tribunales laborables que en la mayoría de los casos dan guanacia de causa a los trabajadores.

La situación de muchos de los trabajadores se torna desesperante pues deben asumir compromisos de pago de las viviendas en donde viven en tanto que otros están pasado hambre con su familia debido a la actitud asumida por el administrador de la empresa.de no pagarle sus prestaciones.

Casi a diario se ven pululando muchos de ellos averiguando en qué fecha le entragarán sus prestaciones pero la empresa lo mantiene que hoy,que mañana pero el dinero no aparece y muchos piensan que Salazar busca que se venzan los plazos para no pagar.

Piden al Presidente Luis Abinader intervenir para que Salazar cumpla con las prestaciones de los trabajadores y evite que muchos de ellos se vena compelido a tomas una decisión de tragedia ante la desesperación que están sufriendo.