Lourdes Aponte
Santo Domingo, R.D.

«¡Bendición mami!»… fue la frase del recién graduado Robert Junior Pérez Moreno, quien sale del Instituto Técnico de la Américas (ITLA), en la carrera técnica sobre “Desarrollo de Software”, y descrito por sus compañeros como un joven disciplinado, inteligente y buen compañero de clases, con la que se robó las miradas de los asistentes al realizar el acto de alzar su título y mencionar el nombre de su madre, Polonia Moreno.

Detrás de Robert Junior se encuentra una historia de superación y amor, de una madre como Polonia, que aunque perdió todo, decidió dar lo mejor de sí para que sus hijos fuesen entes de bien para la sociedad.

“Mi madre es el pilar de mi vida, ha sido un apoyo bastante grande en todo mi nivel educativo, por ella yo estoy aquí, yo no podía verla dentro de la multitud y decidí gritarle para que ella observara cómo me entregaban el diploma, porque esto es de los dos”, narró con alegría Pérez Moreno.

Dentro de todas las cosas positivas mencionadas por Robert Junior, resalta que, “en casa somos tres, mi madre, mi hermano y por supuesto yo. Mami nunca se rindió, siempre ella creó situaciones favorables para mí, nunca las oportunidades fueron un choque por temas como la economía y así por el estilo, nunca me presionó a hacer algo que yo no quisiera, esto de estudiar software fue algo que yo elegí, me encantó poder hacerlo a nombre de ella, ella es realmente el universo, el centro de todo lo que me ha pasado”.

Uno de los sueños de Pérez Moreno es realizar una licenciatura en el extranjero y explicó que el ITLA le brinda la facilidad de realizarla de forma virtual.

“Me gustaría hacerla en la City University of Miami (MIU), en ingeniería en sistemas, el ITLA me da la facilidad de hacerlo virtual y estoy viendo si esta oportunidad se puede dar”, explicó con anhelo Pérez Moreno.

A Polonia Moreno, la emoción y el orgullo no le cabían en su pecho, ya que su primogénito se encontraba celebrando uno de sus más grandes logros.

“Estoy muy emocionada, Junior es un niño superespecial para mí, siendo muy pequeño su padre falleció en un accidente y yo me quedé con él y su hermanito, desde pequeño ha sido muy responsable, estudioso y obediente, es mi compañero, amigo, hombrecito de la casa como le digo yo”, recuenta entre lágrimas de júbilo la madre.

Polonia aconseja a las madres en situaciones difíciles y que se encuentren solas a no “tirar la toalla” con sus hijos.

“Se puede salir adelante con los hijos, hay que pensar en ellos primero que en uno, primero se es madre y después se es mujer, yo luché con mis hijos, yo sola y hasta la fecha sigo dedicada a ellos. No me arrepiento, esa es mi responsabilidad, ellos son mis tesoros, él ha sido muy responsable, me ayuda con el más pequeño, ellos son mi todo”, agregó Polonia Moreno.

La graduación

El Instituto Técnico de la Américas (ITLA) celebró una graduación con 556 nuevos graduandos en diferentes carreras tecnológicas. Estuvo encabezada por el rector del ITLA, Omar Méndez Lluberes, así como el Ministro de Educación Superior, Ciencia y Tecnología (Mescyt), Franklyn García Fermín y Rafael Félix García, Ministro de la Juventud (MJ).

Una de las motivaciones de Robert Junior, al elegir la comunidad que hoy lo bautiza como profesional, fue que el ITLA realizó una presentación en el Politécnico Emma Balaguer, y al ver cómo funcionaba esta institución educativa dijo sentirse “enamorado” con lo que hacían porque se sincronizaba con lo que soñaba para el futuro.

“Mi experiencia como estudiante del ITLA ha sido maravillosa, ya que las capacidades y las tecnologías han sido realmente buenas, es un lugar donde las oportunidades florecen a montones para los jóvenes como nosotros y en corto tiempo tener un desarrollo que nos abra las puertas a un futuro muy grande, nos permite mucho explorar los diferentes ámbitos de la tecnología”, acotó Pérez Moreno.