Dos epidemias, una de dengue y otra de enfermedades respiratorias, gravitan en los actuales momentos al mismo tiempo en el país, afectando el normal desenvolvimiento de los servicios sanitarios.

Esto, por la presión que genera la alta demanda de atención médica de parte de pacientes febriles que acuden, no sólo a sus áreas de emergencias y consultas, sino también que necesitan internamiento.
En la mañana de ayer los establecimientos de salud del país reportaban 692 pacientes ingresados con síndrome febril, sospechosos de dengue, contando con una disponibilidad de 353 camas dengue, equivalente al 34% de las habilitadas para dar respuesta a la epidemia.

El aumento de pacientes en los centros de salud, mayormente pediátricos, fruto de la epidemia de dengue, se registra en el país en los últimos tres meses, mientras en las últimas semanas, la cantidad de febriles se ha incrementado debido a la incidencia a la vez de diferentes virus respiratorios, que también tienen la fiebre entre síntomas de inicio.

Reportes del Ministerio de Salud Pública indican que de cada paciente con dengue que recibe un establecimiento de salud en los actuales momentos, atiende dos afectados de síntomas respiratorios causados por alguno de los diferentes tipos de virus que circulan en la actualidad.

Pérez dijo que es indudable que el país vive en la actualidad la epidemia del dengue y otra de enfermedades respiratorias.

Lo explica en el hecho de que actualmente circulan en el país los virus respiratorios de la influenza A y B, Sincitial Respiratorio (VSR), COVID y adenovirus, que en conjunto están generando un aumento significativo de casos febriles, y que incluso por cada caso de dengue, hay dos de virus respiratorios.

“Todos están en el rango esperado y si vemos los virus de forma independiente, no hay alarma, pero cuando lo catalogamos en macro como IRAG (infección respiratoria aguda grave) hay un aumento epidémico”, dijo al señalar que sobre todo ese aumento significativo comenzó antes de lo esperado.

Vacuna influenza

Hasta la fecha, Salud Pública ha aplicado 175,125 dosis de la vacuna contra la influenza Estacional A(H1N1), A(H3N2) y la Influenza tipo B, del total de 470,000 dosis adquiridas este año,

La doctora Lucía Vargas, directora de Inmunoprevenibles por Vacunas (DIV), señaló que la vacuna va dirigida a toda la población, especialmente a mayores de 65 años, niños desde los seis hasta los 35 meses, embarazadas y personas con enfermedades crónicas.

Informó además, que se mantiene la vigilancia constante y búsqueda activa de todos los casos febriles eruptivos, como parte del alerta emitido recientemente contra el sarampión, dada la presencia de la enfermedad en algunos países.

Hasta el momento, aseguró, en República Dominicana no hay circulación del virus de sarampión ni rubéola.