Una mayor atención a las necesidades del personal de enfermería, demandó ayer el Colegio Dominicano de Profesionales de Enfermería (Codopenf), al asegurar que la mayoría de las enfermeras que laboran en los centros de salud públicos están sensiblemente agotadas, muy mal pagadas y poco valoradas.

Al encabezar una Asamblea Nacional Ordinaria, la presidenta del Colegio, Berta de la Cruz, demandó del Gobierno y las autoridades de salud, una atención urgente para mejorar las condiciones de vida del sector, que incluye a enfermeras profesionales, auxiliares y técnicas.

La dirigente de enfermería pidió al gobierno mejorar y transformar la situación hospitalaria en República Dominicana.

«Ustedes son verdaderos héroes y heroínas, y estoy increíblemente orgullosa de tener la oportunidad de trabajar a su lado», indicó durante la asamblea.

En su pase de revista al sector salud, lamentó que las enfermeras y enfermeros dominicanos perezcan de viejos en los hospitales y centros en donde desempeñan sus labores, «arrastrando sus pasos, con salarios precarios y pensiones indignas y vergonzosas». Sostuvo que en un mundo donde la salud está en constante evolución y los desafíos son numerosos, el trabajo que desempeñan las enfermeras, es más crucial que nunca.