El Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos (Indrhi) informó que desde el 15 de abril hasta la fecha, los embalses de las principales presas del país han recibido 267.02 millones de metros cúbicos (MMC) de agua producto de las vaguadas que han afectado el país en los últimos días.

Respecto a embalses en la cuenca alta del río Nizao, que son Jigüey, Aguacate y Valdesia – Las Barías, el Indrhi resaltó su recuperación, ya que se encontraban sin recibir aportes de lluvia.

También resaltó que, producto del incremento en el caudal del río Nizao, Valdesia tiene un volumen de 100.95 millones de metros cúbicos (MMC), lo que representa un 77.5 % de su capacidad, con la cota a 146 metros sobre el nivel del mar (msnm), cuando el nivel máximo es 150 msnm.

También, recordó el aumento desde la semana pasada de los caudales del río Yuna y sus tributarios, lo que ha provocado el vertido de las presas de Hatillo y Rincón, que alcanzaron niveles máximos por los aportes de lluvia recibidos en la cordillera central.

De acuerdo al documento suministrado ayer por la entidad rectora de las aguas del país, las precipitaciones han favorecido también las presas de Sabana Yegua y de Sabaneta, que exhiben actualmente niveles de 388.66 msnm y 632.26 msnm, respectivamente, lo que indica, además, que la región presenta niveles de humedad adecuados.

Este sábado la Oficina Nacional de Meteorología (Onamet) informó que una vaguada en niveles bajos de la troposfera y los efectos del ciclo diurno, continuarán generando lluvias en varios puntos de país.

La Altagracia, El Seibo, Hato Mayor, Monte Plata, Samaná, Duarte, María Trinidad Sánchez, Hermanas Mirabal, Sánchez Ramírez, Monseñor Nouel, San Cristóbal, San José de Ocoa, Azua, La Vega, Santiago, Elías Piña y San Juan.