Sin hacer bulla, pero bajo un esquema de ir creando con la naturaleza las condiciones de un desarrollo sistenible del turismo de San Cristóbal,Gustabo Lara ejecuta el proyecto Bamú,en Najayo el lado de lo que fue el lugar prefesido de Trujillo para estar junto al mar y la naturaleza.

«Este fue un proyecto que se inició en el año 1977 cuando adquirí los terrenos y desde entonces he ido colocando mata a mata los arboles que hoy en dia sirven de sombra a las decenas de persona que acuden de todas partes de la República Dominicana a pasar unos días o un momento agradable en la cercanía de la playa y junto a la naturaleza.

Gustavo Lara es un reconocido arquitecto de San Cristóbal que se ha caracterizado por rodear sus obras de plantas ornamentales con lo que demuestra que la construcción no es necesariamente la destrucción de de los ecosistema para planar moles de cemento y varillas.

El proyecto que desarrolla en la actualidad c8uenta ya con doce habitaciones y está muy avanzado los trabajos para agregar 31 mas con lo que sumarian 43 y se convertiría en el proyecto de esa naturaleza mas grande de la provincia de San Cristobal en la playa de Najayo.

Desde su entrada y transitando por diferentes senderos se observa el trabajo meticuloso y el orden que se da al mismo para garantizar la convivencia con la naturaleza sin que ello implique una disminución de l disfri8ute que cada visitante espera recibior en el lugar.

Bambú Beach Club es un concepto creado con la finalidad de que las familias puedan realizar su inscripción en el mismo y disfrutar de los servicios que allí se ofrecen a un precio muy cómodo en la cercanioa de la capital dominicana pero en la ciudad benmerita.

Por el lado este tiene absceso a la playa en donde han sido plantadas matas de coco, las cuales se han ido desarrollando conforme el proyecto avanza para el disfrute de los visitantes y de las personas que pernotan el lugar durante algunos dias e incluso semanas.

Cuneta con una cocina muy variada en la que se ofrecen todos los topos de platos criollos e internacionales con especialidad en el servicio de pescado y camarones así como el sabroso moro de gandules, sancocho y cualquier otra cómoda que los visitantes quieran disfrutar.

Tiene piscinas en las que los que asisten pueden disfrutar de agua dulce o darse un chapuzón luego de haber disfrutado de las acogedora playa de Najayo.