El hombre de origen dominicano que mató a tres hijos de su expareja, y que luego se quitó la vida dentro de un vehículo estacionado en un parque del condado de Georgia, Gwinnett, Estados Unidos, fue identificado como José Ramón Plascencia, de 47 años, quien era oriundo del sector Villa Liberación, en la Otra Banda, de Santiago de los Caballeros.

Familiares del hombre no sale del asombro desde que se enteraron de lo ocurrido, dijeron que hace apenas dos meses de que su pariente, por razones de salud, pretendía llegar el próximo sábado, viaje que no se materializó.

Juan José Marte Placencia, hermano del homicida-suicida, dijo que su pariente nunca mostró indicio de que podía cometer un hecho tan abominable como el quitarle la vida a esos menores de edad.

“Los niños no tenían por qué pagar por eso, los niños son inocentes y no tenía por qué pagar por eso, si él quería cometer su hecho, debería cometerlo, pero él solo”, dijo Rodríguez.

Los menores asesinados son Arianny Rodríguez, de 13 años; Chadal Rodríguez, de 11, y Carlos Rodríguez, de 9.

Según narran medios locales de Atlanta, los agentes se acercaron a un vehículo estacionado en uno de los senderos del paseo y al comprobar que los ocupantes del auto no respondían a sus llamadas, asumió que estaban muertos y llamó al Departamento de Homicidios.

La Policía dijo que Plascencia se reunió con Karina Rodríguez, madre de los niños, quien accedió a que el hombre llevara a los menores a comer algo mientras ella permanecía en el hospital con otro hijo suyo, que era tratado por una lesión.