La ansiedad, una condición de salud mental emocional muy frecuente en el país, puede aparecer en cualquier etapa de la vida de una persona, incluyendo niños y adultos, afectando el desenvolvimiento familiar, asegura la psicóloga Yanelly Díaz, presidenta de la Fundación Piscolatidos.

Señala que aquellos que en el hogar experimentan mayores niveles de ansiedad durante los procesos de adaptación a situaciones de la vida que se presentan, son los que necesitan más apoyo y comprensión, dado que cualquier situación puede convertirse en un detonante que afectaría de diferentes formas tanto a él como a su entorno.

Explica que el padre de familia que inicia un trabajo o un proyecto nuevo, conlleva inversión de energías psicológica y física, lo que provoca que los niveles de cortisol aumenten por la presencia constante del estrés, sometiendo al individuo a una posible ansiedad.

Mientras que en los niños, señala la especialista, el inicio de un grado escolar o cambio de centro educativo, principalmente cuando la familia se establece en otra ciudad o país, suele causarles momentos ansiosos, en unos más impactantes que en otros, influyendo al grado de modificar su conducta.

Dice que en ese proceso en la etapa infanto-juvenil pueden ocurrir muchos episodios de ansiedad que provocan grandes daños psicológicos si no reciben el apoyo de los padres y/o tutores y de un profesional de la conducta que intervenga en conjunto con la familia para que el proceso y resultados sean significativos y de esa manera afrontar y adaptarse exitosamente.

Dice que es importante enseñar e instruir a los menores sobre el manejo de las emociones en sus diferentes situaciones para que tengan una respuesta optimista y resiliente, pero también educarlos para que sepan buscar ayuda cuando sientan que no pueden manejar situaciones emocionales presentes en ellos.

La psicóloga Yanelly Díaz es la presidenta de la Fundación Psicolatidos.

La psicóloga Yanelly Díaz es la presidenta de la Fundación Psicolatidos.FUENTE EXTERNA

 

Señala que la unión de familias en medio de tantas diferencias individuales, culturales, religiosas, políticas, formaciones y principios, trae situaciones que arriban a la ansiedad, siendo éstas muchas veces causa de distancia o separaciones intrafamiliares, que para conservar la salud mental optan por elegir esta alternativa.

“Muchas son las cosas a las que las personas estamos sometidas desde el nacimiento, las cuales hay que saber lidiar soltando y dejando fluir los procesos de la vida, para cuidar nuestra salud mental en todo momento; haciendo esto estamos eligiendo vivir más y mejor”, indica la psicóloga Díaz en un artículo remitido a Listín Diario.